Indonesia V: Surabaya ¡causalidades!

Con la ayuda de Romi que había comprado el ticket de forma anticipada para mi viaje en autobús de Bandung su ciudad, a Surabaya mi siguiente destino, todo estaba bajo control y además él me ayudó a que Irwan, el conductor, aceptase mi petición de viajar en la parte delantera para poder fotografiar el paisaje. El viaje por lo tanto fue muy divertido y pude incluso fumar algún cigarro ya que la cabina y el resto del autobús están separados por una mampara.

El autobús tardó alrededor de las 22h en hacer los más de 750 Km que separan ambas ciudades y la noche no fue muy cómoda. Pude utilizar asientos que estaban libres en la parte trasera para tumbarme, pero eso hizo que en un frenazo, acabase en el suelo con un golpe en mi costado que me dejó dolorido por varios días y que a la vez, me despertó no pudiendo conciliar el sueño de nuevo. Eran alrededor de las 4.30h de la madrugada.