Australia V: Reencuentros en el Sureste

Sobre las siete de la mañana ya estaba esperando mi tren en la estación de Bayswater donde me acercaron Amir y Mohammad con su coche. Antes de entrar en la estación y viendo que la afluencia de trenes era constante decidí fumarme mi primer cigarro matinal en el parking. Me sentó genial, aunque esto sea una contradicción.